Los Titulares :
Inicio » , , » El sueño de obtener la "green card" tiene su precio: u$s500.000

El sueño de obtener la "green card" tiene su precio: u$s500.000

Publicado Por elchismologo Hoy jueves, 28 de junio de 2012 | jueves, junio 28, 2012


Obtener la "green card" o tarjeta de residencia en los EE.UU. es un sueño para millones de personas, en especial de América latina. Pero son pocos los que lo logran.

Prueba de ello son las noticias que permanentemente hablan sobre la trágica situación que enfrentan quienes intentan ingresar al país a través de la frontera con México.

También son millones los que apuestan a la gran "lotería" que cada año organiza el Gobierno de Estados Unidos y que otorga la residencia permanente en el país a los ganadores.

Pero existe otra forma de conseguirla de manera legal. De alguna manera, es como participar en esa lotería pero con todos los números del talonario.

La fórmula es muy sencilla: las autoridades de inmigración otorgan el permiso de residencia a todas aquellas fortunas extranjeras que estén dispuestas a invertir 500.000 dólares en un proyecto.

Esta es una fuente alternativa de financiación poco conocida, que básicamente se plantea como un camino viable hacia el desarrollo de emprendimientos inmobiliarios.

El resultado es conveniente para ambos. El Gobierno logra estimular algunos de los sectores más alicaídos por la restricción del crédito, como el del ladrillo y el inversor la radicación por un tiempo determinado.

El programa cuenta con dos variantes: la constitución de un nuevo proyecto, que suponga la creación de al menos 10 puestos de trabajo, o la inversión en un negocio en crisis ya existente.

En pleno crash financiero, el número de solicitudes aprobadas se multiplicó casi por 6, hasta 4.218 en 2009 frente a las 744 de 2006, según datos de los Servicios de Inmigración y Ciudadanía de Estados Unidos (USCIS, por sus siglas en inglés).

En comparación, sólo fueron expedidas 79 visas con el EB-5 en Sudamérica y otras 57 en México, Centroamérica y el Caribe.

En 2007, apenas 10 fueron otorgadas a inversionistas de Sudamérica y 7 a personas de México y Centroamérica.

El uso de este programa de 20 años de antigüedad casi se duplicó a 1.995 solicitudes de inversionistas en el año fiscal finalizado en septiembre, desde 1.031 el año previo y casi tres veces más que las que distribuyó hace 5 años, cuando la economía estaba todavía en auge.

El 40,9% de los beneficiarios procedió de China, el 15,6% de Corea del Sur, el 7,1% de Gran Bretaña y el 3,3% de India.

El programa, cuyo tope son los 10.000 visados, se ha vuelto especialmente popular en el sector inmobiliario y de la construcción, tras el estallido de la crisis de las hipotecas subprime.

Ejemplo de ello es la inmobiliaria neoyorquina Forest City Ratner, que está recurriendo a los fondos del programa para refinanciar un préstamo y construir nuevos proyectos, como un estadio deportivo en Brooklyn, Nueva York, por valor de 800 millones de euros.

Según el diario The Wall Street Journal, la inmobiliaria ha recibido compromisos por 249 millones de dólares por parte de 498 inversores que se han acogido al programa del Gobierno, algo que para la entidad habría sido difícil de conseguir si hubiese recurrido a un banco o prestamista común.

Los promotores de proyectos aprobados por el gobierno suelen buscar inversionistas de países como China e India a cambio de una tarjeta de residencia de dos años que puede hacerse permanente una vez transcurrido ese período.

Las inmobiliarias apuntan a Asia porque creen que allí hay una gran cantidad de inversionistas ricos que quieren ingresar a EE.UU.

El New York Regional Center, el intermediario que organizó la financiación para el estadio de los Nets, también tiene la intención de buscar u$s77 millones a través del programa EB-5 para reanudar un proyecto estancado de más de u$s90 millones para construir un hotel y tiendas minoristas en el Bajo Manhattan, según fuentes vinculadas a la operación.

Ese proyecto de remodelación del histórico edificio Battery Maritime fue planeado por primera vez por el promotor inmobiliario Dermot Co. en 2007, pero fue abandonado cuando los mercados de crédito se congelaron al año siguiente.

El año pasado, sin poder aún encontrar financiación privada, Dermot acudió al programa y en los próximos meses espera empezar a recaudar fondos de solicitantes de residencia.

Si bien el gobierno de EE.UU. no revela cuántos proyectos hay en marcha, un muestreo de proyectos anunciados públicamente indica que adicionales urbanizaciones inmobiliarias por valor de cientos de millones de dólares están en distintas etapas de financiación a nivel nacional.

El promotor de un plan hotelero de u$s150 millones en Florida dijo que intenta conseguir u$s80 millones y que recientemente estuvo en China buscando inversionistas.

Asimismo, un nuevo hotel Marriott concebido para la zona céntrica de Milwaukee recibió la aprobación del Consejo Municipal el mes pasado y los urbanizadores tienen la intención de recaudar una significativa porción de los u$s50 millones que necesitan mediante el programa.

"Es una alternativa atractiva", afirma Evan Zeppos, portavoz de la inmobiliaria Jackson Street Management de Milwaukee. "Cualquier promotor sabe ahora que para obtener financiación el grifo es muy estrecho".

El programa es popular entre algunos miembros del Congreso que han acudido a él para impulsar el empleo en sus distritos y, por lo general, no ha generado fuertes críticas de los grupos anti-inmigración.

Miembros de centros de estudio conservadores han dicho anteriormente que aceptan el programa dado su tamaño relativamente pequeño, que tiene un tope de 10.000 visas al año.

Sin embargo, esta avalancha de interés en el programa ha generado preocupación, e incluso algunos partidarios reconocen que existe la posibilidad de que se abuse del mismo a medida que aumenta el número de proyectos de alto riesgo.

Un gran número de promotores y otros involucrados en la industria señalan que los proyectos de alto riesgo pueden fácilmente pasar la inspección, por lo que la responsabilidad de hacer juicios sobre su viabilidad recae en los inmigrantes que aspiran a la residencia, que no tienen grandes recursos para examinar los proyectos.

"El meollo de la cuestión es que si los proyectos no salen adelante como estaba planeado, los trabajos no se crean; las residencias son rescindidas después de dos años", dice Sam Sutton, miembro gerente de Lake Buena Vista Resort, una empresa interesada en el programa para ampliar una urbanización de apartamentos en Florida.

Un portavoz de la USCIS explicó que todos los proyectos están obligados a presentar un plan de negocios que debe ser aprobado en base a su viabilidad económica. La agencia puede revocar licencias de compañías intermediarios que facilitan la financiación e inversión para los proyectos, agregó.

El Reino Unido también abre la puerta a los millonarios


Mientras, en Europa, el Gobierno británico está planeando introducir cambios en las leyes de inmigración con el objetivo de facilitar la entrada en el país a millonarios extranjeros que quieran vivir e invertir en Gran Bretaña.

En concreto, los inversores extranjeros cuya fortuna ascienda al menos a 10 millones de libras podrán recibir el permiso de residencia permanente en sólo dos años, mientras que aquellos que posean 5 millones de libras deberán esperar tres años y los que cuenten con un millón de libras podrán recibir el permiso de residencia permanente tras cinco años.

La polémica está servida y promete dar que hablar puesto que mientras el Ejecutivo de David Cameron pretende reducir las trabas a las peticiones de residencia en el país a los ricos, paralelamente busca reducir el número de permisos concedidos a estudiantes y trabajadores cualificados extranjeros

La voz oficial del gobierno de EE.UU.

La Tarjeta de Residencia (Green Card) a través de Inversión (también llamada la Quinta Preferencia "the Fifth Preference") está disponible para cualquiera que invierta cierta cantidad de dinero en EE.UU. creando un negocio o expandiendo uno que ya exista.

El inversionista debe participar activamente en la administración del negocio.


Un grupo de inversionistas pueden unirse para crear o expandir un negocio de EE.UU. y cada uno puede calificar para recibir una Tarjeta de Residencia a través de una sola compañía. Sin embargo, la inversión individual de cada inversionista debe ser independientemente responsable de crear nuevos trabajos.

El "Manual de información y Solicitud de la Tarjeta de Residencia a través de Inversión", ha sido desarrollado para ayudar a una persona completar y presentar su propia solicitud para una Tarjeta de Residencia.

El proceso de completar la solicitud para una Tarjeta de Residencia a través de inversión, puede ser costoso y confuso. "Immigration Services" ha hecho fácil entender el proceso de solicitud.

Esta es una guía paso a paso, fácil de usar, para ayudarle a presentar su solicitud tan eficiente y rápidamente como sea posible.

La documentación en este manual consiste de cómo determinar la elegibilidad para solicitar una Tarjeta de Residencia (Green Card), como completar las solicitudes necesarias, reunir los documentos de apoyo requeridos, y como presentar la solicitud.

Importante: 10.000 Tarjetas de Residencia están disponibles cada año para inversionistas empresarios calificados. Solamente los solicitantes principales son contados.

Parientes acompañantes no son incluidos en el conteo. Por lo tanto, en realidad más de 10,000 por año pueden ser admitidos en los Estados Unidos con Tarjetas de Residencia (Green Cards) a través de inversión.

Fuente:
iprofesional.com

Compartelo :

La Gozadera

La Gozadera

Romeo Santos en el Prudential Center NJ

Lo Mas Leido

Las Paginas Amigas

 
Technical Support : MisterDj1.net | TecnologiaDigitalUSA.com |
Copyright © 2013. El Chismologo.com - All Rights Reserved
Publicado Y Operado
Por: Jaime D'Leon